I -S- L -ANDIA-

El honguillo de Islandia y el de extramuros,

provocan un paseo a oscuras con peces voladores.

XI. José Lezama Lima

 

¿Qué le interesa de Cuba? ¿Qué sabe de él?

Policía cubano en el aeropuerto José Martí

Anciana decrepita y calurosa;

he visitado tus arrugadas calles con un pie muy lastimado;

y se me venía a la mente la isla de Moro,

mientras observado y querido por la estadística de turismo,

buscaba la guarida donde a cada mañana,

me despertase con el gruñir de un monumental cerdo.

 

Era la dificultad de la pierna una gran ventaja contra el tiempo,

degustaba con otro ritmo a las gentes ,

y sus paredes sopesaban mi laxo caminar.

 

A veces -es cierto- caía en su suelo oscuro y fangoso.

 

Qué bellas eran las extrañas constelaciones,

¡benditos los cortes intempestivos de energía eléctrica!

 

De todas formas,

nada fue tan tierno como mojarme mientras garuaba en el Capitolio,

y sentir esas gotas ralas con mis dos rostros,

con mis cuatro manos,

y dormir tan junto a mí mismo en la guarida,

acurrucándome con los reportes de algún huracán,

y era otra la memoria

y otros mis desabridos color de ojos.

 

Mi estadía fue una larga mentira que sumada a mi contractura,

pronosticaba futuras lágrimas,

lo sé ahora,

pero aún sueño contigo,

esperando tu triste muerte,

o la carísima operación de rejuvenecimiento,

y reconocerte,

para luego olvidarte,

y reconocerte, para luego olvidarte, y reconocerte,…

 

Hagen Pandora.

One thought on “I -S- L -ANDIA-

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s